El ‘kitchen shower’ desplaza a la despedida de solteros.

Carolina Muzo organizó el seminario Mi boda mágica en el Teleférico.

Talento para la organización. Carolina Muzo es ingenirera comercial, se especializó en floristería en Estados Unidos

El ‘kitchen shower’ es una tendencia que gana espacio entre las parejas de la ciudad. El jueves hubo un encuentro para explicar sus procedimientos y las recomendaciones sobre las bodas.

¿Cómo llegó esta tendencia al Ecuador?

Es una costumbre en EE.UU. En nuestro país se practica recién hace ocho meses. La idea es reemplazar a la tradicional despedida de solteros, porque se han dado casos en que las amistades de la pareja se desmandan, y esto trae problemas. Nunca los novios quieren contar qué hicieron.

¿En qué consiste la fiesta?

Es algo para los dos novios. Se hace en la casa en donde van a vivir, porque ya estás a pocas semanas de su boda. Nosotros como ‘wedding planner’ acompañamos a la novia a una casa de regalos, en donde hacemos una lista de cosas pequeñas para la cocina como cucharones, cernidores, cucharas, sartenes, que los invitados escogen y regalan a los novios.

¿Sólo se regalan accesorios pequeños para la cocina?

Sí, porque de seguro la refrigeradora, cocina, lavadora ya te lo regaló alguien muy allegado. Los invitados escogen de la lista de la novia lo que pueden regalar, y en una pequeña reunión, al estilo de los ‘baby shower’, cuentan por qué escogieron ese regalo.

¿Hay una base mínima del regalo del ‘kitchen shower’?

No, tú pones la cuota que va desde USD 5 hasta 25, no importa el dinero, la idea es ayudar a los novios con cosas, implementos de cocina, que nadie regala.

¿Solo se puede realizar esta fiesta en la casa de los novios?

No. En la casa de la mamá de la novia o en la casa de la mejor amiga o amigo del novio.

¿Quiénes contactan a los invitados? ¿Llevan el regalo o un vale de canje?

El ‘wedding planner’ contacta a los amigos y, si no, basta con una llamada de uno de los invitados. No llevas el regalo. La casa de regalos les da a los novios una lista, en la cual se especifica qué le dio cada uno de sus amigos. Los novios tienen dos opciones: suman los valores de sus regalos y los cambian por otra cosa o aceptan los regalos de sus amigos.

¿Cómo hacer que todo eso sea divertido?

Reunimos a los invitados, que pueden ser entre 15 y 18 personas. Los novios preparan cosas de picar como cocteles, cerveza, lasaña y pizza. Una buena opción es que cocinen todos. Es igual a una fiesta: con música y baile. O, simplemente, entre las parejas invitadas se organizan juegos con preguntas divertidas acerca de las parejas asistentes.

¿Quiénes prefieren esto?

Las parejas más maduras. Pero las reacciones son distintas. Los más jóvenes ya están aceptando la idea. Hay parejas que prefieren las despedidas de solteros mucho más que los ‘kitchen shower’.

¿Se puede hacer una despedida de solteros y un ‘kitchen shower’ al mismo tiempo?

Sí, si tienes un grupo de amigos animados, y que sabes que no encajarían en un ‘kitchen shower’, lo puedes hacer. Pero la idea es poner las cosas por separado.

¿Con cuánto tiempo de anticipación se hace la fiesta?

Depende de los novios, lo ideal son dos semanas antes de la boda

¿Cuánto cuesta?

Por lo general gastas USD 6 por invitado, ojo, los invitados nunca vienen con las manos vacías, siempre preguntan qué llevar, yo pongo una jaba de cerveza, etc. Es como una despedida de solteros, organizada por los amigos allegados de los novios pero con la ayuda de un ‘wedding planer’.

Puntos de Vista

Édgar Vega Investigador de la U. Andina Las formas de la boda cambian

Cada vez más el matrimonio tal como se instituyó está perdiendo vigencia. Otros tipos de pareja y formas de unión son ahora posibles. También los rituales cambian. Hay una ascensión de otras formas de unión, a saber, las familias compartidas, uniones de parejas del mismo sexo, familias de amigos. La institución pierde vigencia, no va a dejar de existir, pero hay y es interesante que haya nuevas formas.

Fernanda Burneo Asistente al seminario Lo clásico tiene su encanto

Yo me quedo con las tradicionales despedidas de soltero, aunque no me gustaría que mi novio asistiera a ellas. Me parecen interesante los ‘kitchen shower’ como una tendencia innovadora, quizá conservadora. Creo que a mis amigos no les llamaría la atención. Los estríperes en las despedidas de soltero son algo clásico. Es la última noche de soltera y no creo que haga algo malo en ello. Este otro tipo de fiestas no creo que peguen mucho en Ecuador.